Rafael Cansinos Assens, adalid de la modernidad (Biografía con información bibliográfica)

1882 | 1883 | 1884 | 1885 | 1886 | 1887 | 1888 | 1889 | 1890 | 1891 | 1892 | 1893 | 1894 | 1895 | 1896 | 1897 | 1898 | 1899 | 1900 | 1901 | 1902 | 1903 | 1904 | 1905 | 1906 | 1907 | 1908 | 1909 | 1910 | 1911 | 1912 | 1913 | 1914 | 1915 | 1916 | 1917 | 1918 | 1919 | 1920 | 1921 | 1922 | 1923 | 1924 | 1925 | 1926 | 1927 | 1928 | 1929 | 1930 | 1931 | 1932 | 1933 | 1934 | 1935 | 1936 | 1937 | 1938 | 1939 | 1940 | 1941 | 1942 | 1943 | 1944 | 1945 | 1946 | 1947 | 1948 | 1949 | 1950 | 1951 | 1952 | 1953 | 1954 | 1955 | 1956 | 1957 | 1958 | 1959 | 1960 | 1961 | 1962 | 1963 | 1964 |

 

1927

Se funda la CIAP –Compañía Ibero Americana de Publicaciones– a cuyo frente figura el banquero y presidente de la  Real Academia de Doctores de España, Ignacio Bauer. Cansinos, como ya hemos relatado, sentía auténtica aversión hacia Bauer desde el día en que le fue presentado y le propuso ser su negro a cambio de promover su carrera de literato. Sus encuentros fueron siempre desencuentros. La CIAP, comprando empresas, se hizo en muy poco tiempo con el control del mercado editorial español y Cansinos Assens pasó a engrosar la lista de autores non gratos. Si a partir de 1925 se deduce por la bibliografía que Cansinos baja el ritmo y el número de libros propios o traducidos, probablemente desanimado por la falta de eco de su obra, a partir de 1927 prácticamente desaparece del panorama editorial. En 1930 se recupera como traductor con la entrada del editor Manuel Aguilar en escena, pero como autor Cansinos ya no tendrá presencia en las librerías hasta los años 70, diez años después de su fallecimiento. El año 1927 marca la fecha del inicio del declive de Cansinos, que será progresivo hasta el total olvido de su figura como escritor. El audaz Ignacio Bauer, con una gestión desastrosa, conseguiría años después alcanzar una sonada quiebra y que los Rothschild  –que habían situado a su familia en España a mediados del s. XIX– lo abandonaran a su suerte.

info
27 de mayo

El 27 de mayo de 1927 fallece Ángeles Saez Lázaro. El 12 de agosto RCA, que había sido nombrado albacea en 1925, reparte, ante notario, la herencia entre numerosos herederos. Los principales herederos son Francisco Lázaro Castrillo "usufructuario" y los tres hermanos Cansinos Assens, "nudos-propietarios". Heredan un depósito de valores del Banco de España de 8 títulos de Deuda Perpetua al 4% de 93.800 pesetas y 6 títulos de Deuda Perpetua al 4% de 56.300 pesetas. Terminada la Guerra Civil los tres hermanos alquilaron a fines de 1939 en una casa señorial de tres plantas dos de ellas. Cabe suponer que fue en ese momento cuando adquirieron el derecho a disfrutar de la herencia (¿por fallecimiento del usufructuario Francisco Lázaro Castrillo y de su mujer, que estuvieron cobrando las pensiones que rentaba el dinero?). Según una carta de Rufino Blanco Fombona de finales de mayo o principios de junio de 1917, que estaba al corriente del asunto, le dice: "ha heredado usted 80.000 duros, lo que hace, mal contado, un [sic] medio millón de pesetas y varios millones de francos".

info
Junio

En la revista Síntesis, dirigida por Xavier Bóveda, J. L. Borges publica "R. Cansinos Assens".

info
24 de noviembre

Cumple 45 años.

info
Diciembre

Aparecen los tomos III y IV de la colección de estudios críticos La nueva literatura. En la "Advertencia del autor" del tomo III, afirma que "aspira a mostrar los modos cómo la poesía y la novela han evolucionado entre nosotros (España y América), del modernismo de 1900 al ultraísmo de 1918".

info

Las opciones de trabajo empeoran para Cansinos cuando la CIAP se hace con el control de la crítica contratando en los periódicos planas semanales dedicadas al libro y en las que escritores a sueldo pasan revista a las publicaciones de actualidad, que son naturalmente las que la CIAP edita, y les dedican elogiosos artículos. Además, la CIAP todos los meses celebra banquetes, presididos por Ignacio Bauer, a los que asisten los autores y críticos de la casa, siendo el de mayor rango Eduardo Gómez de Baquero (Andrenio). Cansinos Assens es en este momento el crítico oficial de La libertad y, gracias al apoyo de su director, Joaquín Aznar, lo siguirá siendo, aunque, eso sí, el periódico publica también la plana publicitaria que la CIAP pagaba a Juan Chabas.

Cansinos no tendrá ni una sola colaboración en la Revista de la Raza, financiada por Ignacio Bauer y dirigida por Manuel Ortega Pichardo. Ortega Pichardo, al parecer, era quien ahora escribía las publicaciones que firmaba Ignacio Bauer. En la revista, que era el órgano de la Alianza Hispano Hebrea, participaron ilustres intelectuales del momento, incluidos los futuros, y destacados, fascistas Ernesto Giménez Caballero y Agustín de Foxa, muy del gusto de Ignacio Bauer.

info